Seguridad

El gas natural es una fuente de energía limpia y segura. Pero debemos no obstante observar algunas normas básicas de seguridad en su manipulación y en el mantenimiento de las instalaciones y equipos.

USO DEL GAS CON SEGURIDAD

El usuario debe tener el cuenta que la correcta utilización de los gases combustibles de uso doméstico es fundamental para prevenir cualquier tipo de riesgo.

01 Debe realizar las revisiones periódicas en los plazos establecidos utilizando los servicios de una empresa instaladora habilitada.

02 Debe mantener despejadas las ventilaciones del local donde se encuentren los aparatos. La ventilación es el gran aliado del usuario tanto en caso de fuga de gas como de presencia de monóxido de carbono en el ambiente.

03 Debe prestar especial atención al estado de los conductos de evacuación y chimeneas, limpiandolas periódicamente para que dispongan de un buen tiro.

04 Si dispone de una campana extractora con evacuación al exterior, no hacerla funcionar simultáneamente con la caldera. (ha de dotarse de un dispositivo de conmutación)

05En caso de ausencia prolongada, cierre la llave de los aparatos y la de corte general de su vivienda

06Si usted utiliza bombonas, vigile el buen estado del regulador y del tubo flexible, así como su caducidad.

El gas en su estado natural no tiene olor, no es tóxico y es más ligero que el aire. El gas se odoriza antes de distribuirlo añadiéndole un olor que lo hace fácilmente detectable, permitiendo en el caso de una fuga, su rápida detección por mínima que ésta sea.

MODIFICACIONES EN LA INSTALACIÓN DE GAS

Cualquier eliminación o sustitución de un aparato de gas debe ser practicada por una empresa instaladora habilitada. Las tuberías de alimentación a cualquier aparato que se suprima deben ser selladas adecuadamente, de forma que se asegure la total estanquidad de la tubería. Una supresión de una tubería es una modificación de la instlación y deber ser realizada por una empresa instaladora habilitada gas que estará obligada a emitir el certificado de modificación y adecuación a normas, e informar a la compañía suministradora.

  • No se deje influir por carteles o avisos a domicilio distribuidos por empresas que le ofrecen revisar su instalación. Si para entrar a su vivienda le amenazan con cortar el gas, no haga caso a esa empresa, solamente deje entrar en su domicilio a las que usted haya avisado previamente.

  • No tiene obligación de hacer más revisiones durante el plazo para el cual es válido el certificado de la revisión efectuada.

  • Si como resultado de la revisión apareciesen anomalías, debe usted hacer que los corrijan en el menor plazo posible y siempre dentro del plazo marcado en el certificado

  • La administración del Principado de Asturias no hace revisiones. Ninguna empresa puede ofrecerlas en nombre del Principado

  • Es responsabilidad del usuario efectuar el mantenimiento de los aparatos de gas, a través de una empresa de mantenimiento habilitada, de acuerdo con las instrucciones del fabricante.

  • Siga las recomendaciones de utilización de las compañías suministradoras de gas

  • Si tiene alguna duda, consulte antes de tomar cualquier decisión

INSTALACIONES RECEPTORAS alimentadas desde redes de distribución (gas natural o GLP).

Deberán ser realizadas por el distribuidor o una empresa habilitada, utilizando medios propios o externos.
Los titulares de estas instalaciones abonarán el importe derivado de la misma.

REVISIÓN PERIÓDICA de las I.R.G no alimentadas desde redes de distribución (p.e. BOTELLAS)

Los titulares o, en su defecto, los usuarios actuales de las instalaciones receptoras no alimentadas desde redes de distribución, son responsables de encargar una revisión periódica de su instalación, utilizando para dicho fin los servicios de una empresa instaladora de gas habilitada de acuerdo con lo establecido en la ITC-ICG 09.

Dicha revisión se realizará cada cinco años, y comprenderá desde la llave de usuario hasta los aparatos de gas, incluidos estos, cuando la potencia instalada sea inferior o igual a 70 kw.

INSTALACIÓN + ALMACENAMIENTO

Procedimiento descrito en
UNE 60670-12 Y UNE 60670-13

 

De los resultados de los controles periódicos se emitirán los correspondientes CERTIFICADOS.

CERTIFICADO DE MANTENIMIENTO

La normativa vigente contempla la obligación en la IT3 del RITE que todas las instalaciones con Potencia Nominal instaladas en Generación de calor o frio igual o superior a 5 Kw e inferior o igual a 70 Kw a de realizar su mantenimiento de acuerdo con las instrucciones contenidas en el manual de uso y mantenimiento del fabricante, o como mínimo, una vez cada 2 años.

En las instalaciones con Potencia Nominal instaladas en Generación de calor o frio superior a 70 Kw es obligatorio la existencia de un ABONO DE MANTENIMIENTO con una empresa de mantenimiento.

CERTIFICADO DE REVISIÓN

La empresa instaladora deberá entregar al usuario un certificaco acreditativo de la revisión realizada, firmado por el instalador habilitado de dicha empresa que haya realizado la revisión.

Una factura no es un certificado. No abone la factura si no le entregan previamente el certificado de la revisión efectuada. El usuario o la empresa instaladora deberán entregar una copia del certificado a la empresa suministradora.

ANOMALÍAS DETECTADAS EN LA REVISIÓN

Si al efectuar la revisión aparecieran defectos en la instalación, será responsabilidad del usuario su correción. Los defectos mayores (fuga de gas, tubería flexible dañada, instalaciones que precisen conductos de evacuación de humos reglamentarios y carezcan de él, etc...), deben ser reparados inmediatamente, de lo contrario, la parte de la instalación afectada deberá quedar fuera de servicio.

Los defectos menores deben ser reparados en el plazo indicado en el certificado de revisión, que no podrá ser superior a 6 meses. En cualquier caso, se recomienda que los defectos sean reparados inmediatamente.

Las instalaciones individuales de calefacción y agua caliente sanitaria (ACS) requieren ser registradas en la Consejería de Industria y Empleo, mediante la presentación de una documentación técnica redactada por la empresa instaladora habilitada que las realizó.

Estas instalaciones deben ser ejecutadas por empresas instaladoras habilitadas por esta Consejería, cuyos instaladores dispondrán del correspondiente carné de instalador.

La instalación de calefacción y/o acs incluye el generador de calor (caldera/calentador), la red hidráulica de distribución del agua, los radiadores, y todos los demás dispositivos necesarios para el control, como el termostato de ambiente, las válvulas termostáticas de los radiadores, así como los conductos de evacuación de los humos.

Es responsabilidad del usuario de este tipo de instalación hacer un uso correcto de la misma y realizar un mantenimiento periódico mediante una empresa de mantenimiento habilitada, de acuerdo con las instrucciones del fabricante, que deben figurar en el manual de instrucciones de los equipos.



  • Desde la acometida general, que se pincha en la calle, hasta la llave de acometida, incluida esta, pertenece a la empresa suministradora.

  • Desde la llave de acometida (excluida esta) hasta los contadores pertenece a la Comunidad de Propietarios. La revisión es responsabilidad de la propia Comunidad.

  • Desde los contadores hasta los aparatos de consumo pertenece a cada usuario. La revisión es responsabilidad del mismo y debe hacerse a la totalidad de este tramo.

Contacta con el Servicio Técnico Oficial de Baxi, estamos a tu disposición para resolver cualquier duda o incidencia   

Sobre nosotros

TECNO OVIEDO S.L. nace el 1 de oct. de 1982,fruto de la externalización del servicio de asistencia de la Compañía ROCA RADIADORES.

Sistema Calidad ISO 9001

nqa

Contacto

Oficina Central:
  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
  985.25.39.31
  985.27.64.94
  C. Favila, 8, Bajo, 33013, OVIEDO